Nacional

Julio Scherer García

Por jueves 15 de enero de 2015 Sin Comentarios

Padre del periodismo mexicano contemporáneo.

Por más de siete décadas ejerció un periodismo incómodo, punzante, de investigación. Varios fueron los sexenios políticos que no lo olvidan.

pag 6 jaime chaidez bonilla1

Por Julio Scherer García*

pag 6 jaime chaidez bonilla2Julio Scherer García no era solamente un periodista, era una escuela de periodismo en sí mismo, era el padre del periodismo mexicano contemporáneo.

El anuncio de su muerte, la mañana del miércoles 7 de enero de 2014, cimbró no sólo al medio periodístico, sino a todas las capas sociales y políticas que formaron parte del quehacer periodístico de este personaje en las últimas seis décadas.

Primero por su paso en el periódico Excélsior, años 60 y parte de los 70, y posteriormente en la creación de la revista Proceso, en 1976, Scherer García apuntaló un periodismo de investigación que incomodó a varios sexenios políticos.

Dueño de una precisa prosa, párrafos cortos y frases contundentes, la obra de Scherer puede ser leída en más de 20 libros que, seguramente, se extenderán con mucho del material periodístico que podrá ser  antologado en ediciones futuras.

En “Los Presidentes” se recrea los encuentros del periodista con los mandatarios mexicanos Gustavo Díaz Ordaz, Luis Echeverría, José López Portillo y Miguel de la Madrid. Texto imprescindible para los estudiantes de comunicación y los amantes de la buena lectura. Páginas donde la literatura y el periodismo van de la mano al servicio de la memoria y el testimonio.

-Yo nunca olvidaría una frase de Lenin que llevo en el cuerpo: “Hay que hacer de la ética una estética”, escribe Scherer en “Estos años” (1995), página 33, otro libro que muestra a un periodista en sus varios mundos, el literario al lado de su gran amigo  El Gabo, y los laberintos políticos y de la corrupción periodística. Son pinceladas sin prisa, los apuntes de un hombre sabio que a punto estaba de dejar la dirección de Proceso, en 1996.

Ahí mismo apunta Scherer su gran admiración por la magia para escribir de Gabriel García Márquez. Al terminar de leer El Amor en los tiempos del cólera, Scherer reinició la lectura. “Sentía su carne en mi carne y frotaba con los ojos sus senos prodigiosos. ‘Senos atónitos’, había escrito Gabriel GarcíaMárquez,senos ajenos al jaleo que provocaban, violentamente tiernos” escribió.

Ahora ya están muertos el Gabo, Scherer y Vicente Leñero. El periodista y sus amigos.

Seguramente, Scherer García se encuentra en este momento redactando la crónica de su propio velorio, identificando personajes y confirmando declaraciones.  El padre del periodismo moderno en México, sigue tomando nota.

pag 6 jaime chaidez bonilla3Los libros de Scherer

De acuerdo con el perfil publicado por el semanario Proceso, Julio Scherer García escribió al menos 22 libros entre 1965 y 2013. El primero fue “Siqueiros: La Piel y la entraña” (1965) y 19 años después “Los Presidentes” (1986). Además: “El poder: historias de familia” (1990); “Estos años” (1995); “Salinas y su imperio” (1997); “Cárceles” (1998); “Parte de Guerra”, en coautoría con Carlos Monsiváis (1999); “Máxima seguridad” (2001); “Pinochet, vivir matando” (2000) y “Nuevo Siglo-Aguilar” (2003); “Tiempo de saber: Prensa y poder en México”, en coautoría con Carlos Monsiváis (2003); “Los patriotas. De Tlatelolco a la guerra sucia” (2004); “El perdón imposible” (Versión ampliada de “Pinochet, vivir matando”); “El indio que mató al padre Pro” (2005); La pareja (2005); “La terca memoria” (2007); “La reina del Pacífico” (2008); “Allende en llamas” (2008); “Secuestrados” (2009); “Historias de muerte y corrupción” (2011); “Calderón de cuerpo entero” (2012); “Vivir” ( 2012) y “Niños en el crimen” (2013).

*Periodista y editor cultural Tijuana.

Related Post

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.