Nacional

MANUEL PAYNO Político y Literato de Peso Completo.

Por domingo 24 de febrero de 2013 Sin Comentarios

Por Teodoso Navidad Salazar*

Manuel-PaynoDesde mis lejanos tiempos estudiantiles de secundaria llamó siempre mi atención el título de la novela Los bandidos de Río Frío, de Manuel Payno, político y literato de peso completo. En esta obra el autor describe el México costumbrista del siglo XIX. En mi acercamiento a las letras creo, tuvo mucho que ver la forma en que mí recordada maestra Clementina Ledón Zamora, impartía su clase (español primero), luego de literatura. Era fascinante escuchar aquella mujer de frágil figura, pero de amplios conocimientos, formada en la vieja escuela mexicana, sobre escritores, cuentistas, literatos, periodistas, así como de aquellos personajes que participaron en movimientos sociales que consolidaron la vida institucional de nuestro país, pero que también se dieron tiempo para aportarle a las letras, primero de Nueva España y posteriormente a la literatura mexicana. Podía hablarnos de Juan Ruiz de Alarcón, Carlos Sigüenza y Góngora, Sor Juana Inés de la Cruz, Diego José Abad, Carlos María Bustamante, José María Luis Mora, José Joaquín Fernández de Lizardi, Ignacio Manuel Altamirano, Ignacio Ramírez (El Nigromante), Manuel Payno, Juan José Tablada, Martín Luis Guzmán, Mariano Azuela y José Vasconcelos, por mencionar sólo algunos. Era aquella educadora una mujer de amplias luces, que a través de su cátedra influyó en sus alumnos, encaminándolos por el fascinante mundo de la lectura.

Trayectoria política, militar, diplomática.

Manuel Payno nació en Ciudad de México el 21 de Junio de 1810. Siendo un jovencito, entró como meritorio a las oficinas de la Aduna de México; administrador de rentas del Estanco de Tabacos y poco después de de ingresar al Ministerio de Guerra y de recibir el grado de Teniente coronel, le fue encomendada la jefatura de una sección del ejército. De ahí en adelante, Payno, trabajaría sin descanso, tanto el la política, la milicia y la diplomacia, destacando su vida productiva en la literatura. Su longeva vida, para su tiempo, fue muy agitada y no habría reposo, hasta su muerte, acaecida el 4 de noviembre de 1894. En 1842, se desempeñó como secretario de la Delegación Mexicana en Sudamérica; ese mismo año viajó por primera vez a Francia e Inglaterra. A su regreso, fue becado por el gobierno de Antonio López de Santa Anna, para realizar estudios sobre el sistema penitenciario de las ciudades de Nueva York y Filadelfia. En 1847, combatió contra el ejército de los Estados Unidos, destacando por su inteligencia al crear los servicios de correo secreto entre Ciudad de México y el puerto de Veracruz. En plena madurez (1850-51), se desempeñó como ministro de Hacienda, siendo presidente de México, José Joaquín Herrera; repitió esa responsabilidad en el mandato de Ignacio Comonfort. Al lado de Félix Zuloaga, intentó un fallido golpe de Estado en contra de Comonfort, acción por la que fue procesado, lo que le obliga a retirarse por un tiempo de la política; retornaría para fungir en varias ocasiones como diputado. En 1882, bajo la presidencia de Manuel González, cumplió misiones diplomáticas en París. Cuatro años más tarde se le nombró cónsul en la provincia de Santander, asumiendo después el consulado general de España. A su regreso al México en 1892, fue senador, hasta su muerte.

Obra literaria.

Manuel Payno, publicó sus trabajos en varios periódicos y revistas, por ejemplo en El Federalista y El Siglo Diez y Nueve, compartiendo créditos con el laureado poeta Manuel Gutiérrez Nájera; El Ateneo Mexicano, El Año Nuevo, Don Simplicio y en El Boletín de la Sociedad de Geografía y Estadística. Escribió novelas cortas entre las que destacan La España y la Francia, El libro rojo, y La convención española; otras obras fueron El fistol del diablo, El hombre de la situación y Los bandidos de Río Frío, en esta última, Payno tuvo la habilidad de retratar las clases sociales con todas sus contradicciones; en ella aparece lo mismo la familia pudiente, el seudo profesionista, comerciantes, hombres que buscan afanosamente qué llevar de comer a sus familias, el bufón, el traidor, el chamán, el militar, y el menesteroso. En su narrativa salen a relucir el honor, robos, asaltos, injusticias, hambre, belleza femenina y los paisajes de la época; miseria, traiciones e intriga, no están exentos en esta obra, con la que nuestro personaje alcanza la gloria. Los bandidos de Río Frío, la novela más famosa de Payno, fue escrita en España entre 1888 y 1891 bajo el seudónimo de Un ingenio de la corte. Producto tardío de las novelas por entregas, es la pintura de todas las capas sociales de México en la primera mitad del siglo XIX, importante por la riqueza de conjunto y su profundo mexicanismo. Las ediciones se multiplicaron en México, Centro y Sur América y Europa. Este destacado escritor, político y diplomático, vio la luz primera en la Ciudad de México el 21 de junio de 1810. Escribió también obra para teatro, cuento y temas que abordaban la problemática financiera por la que atravesaba el país, un compendio de historia de México y biografías. La crítica lo ha considerado como el precursor de la novela romántica, que inauguró la modalidad de publicar por capítulo novela por entrega en los medios de divulgación de la época.

*La Promesa, Eldorado, Sinaloa, 2013.

Related Post

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.