Local

JOSÉ ENRIQUE RIVEROS CASTRO

Por sábado 29 de febrero de 2020 Sin Comentarios

JUAN SALVADOR AVILÉS OCHOA

Nació en Mocorito el 21 de mayo de 1898 del matrimonio formado por Jesús Riveros Pérez y Mariana Castro Inzunza, quienes además procrearon a Octavio, Cliserio, José Ramón, Graciela, Mariana y Alberto. Sus abuelos paternos fueron Jesús Riveros de la Rocha y Jerónima Pérez y los maternos Ezequiel Castro López y Altagracia Inzunza Sánchez. Su padre participó en la revolución al lado de su hermano General Felipe Riveros Pérez.

Fue bautizado en la iglesia de la Purísima Concepción, el 11 de junio del mismo año, por el padre Francisco Sotomayor, sus padrinos fueron sus abuelos, Jesús Riveros y Altagracia Inzunza.

Cursó la primaria en la escuela de varones de Mocorito y la educación secundaria en el Colegio Civil Rosales. Se incorporó a la revolución bajo la sombra de su tío Felipe Riveros y alcanzó el grado de coronel de infantería.

A los 23 años, fue electo presidente municipal de Mocorito para el año 1922. Fue el último presidente con periodo anual de gobierno.

La elección se realizó el 6 de noviembre de 1921 y en ella también participaron como candidatos su primo Macario Guillermo Riveros y Nabor G. Sánchez. Los resultados fueron: Nabor G. Sánchez obtuvo 1475 votos, Macario Riveros 1382 y Enrique Riveros 1346. Sin embargo, los dos candidatos con mayor número de votos se acusaron mutuamente de conductas incorrectas en múltiples ocasiones durante la jornada electoral, por lo que el cabildo después de haber analizado las denuncias interpuestas entre los dos contendientes, el 5 de diciembre a través del decreto número seis, declara ganador a Enrique Riveros.

Durante la campaña fue apoyado por los clubes políticos Independencia de Cerro Agudo y Belisario Domínguez de Pericos, encabezados por Pablo Castro y Marcelino Sánchez, respectivamente. También fue respaldado por el club Popular Independencia de la cabecera municipal.

Manuel Riveros era presidente municipal y en la proximidad de las elecciones pidió permiso para separarse del cargo porque en los comicios participaron su hermano Macario y su primo José Enrique. Su lugar fue cubierto por su suplente Refugio Belmontes.

La planilla ganadora estaba integrada por: primer regidor propietario (presidente municipal) Enrique Riveros, suplente Salomé Cuadras; segundo regidor propietario Melesio Orrantia y suplente Miguel Higuera Jr.; tercer regidor propietario Ignacio M. Borrego y suplente Antonio Gaxiola; cuarto regidor propietario Camilo Cota y suplente Teódulo Ojeda; y quinto regidor propietario Casimiro Saiz y suplente Miguel Echavarría.

Los síndicos electos fueron: En Capirato, Rosario Rubio como propietario y José Q. Sarmiento suplente; Guamúchil, propietario Florencio G. Gutiérrez y suplente Cristino Romo; en El Valle, propietario Andrés Castro y suplente Donato López; y en San Benito, Vicente Quiñonez propietario y suplente Trinidad Valenzuela.

Los principales nombramientos emitidos por Riveros Castro fueron: Anacleto Avilés en la secretaria del ayuntamiento, Adolfo C. y López tesorero municipal, comandante de la policía Gumersindo López, alcaide e inspector de mercados Federico Méndez, entre otros.

El diputado local fue el Lic. Victoriano Díaz Angulo, que frecuentemente visitaba a sus representados.

Los colectores de rentas en Capirato, El Valle, Guamúchil y San Benito fueron: Ricardo Castro, Ignacio Velderrain y Meseguer, Mateo Tamayo y Refugio Parra y Osuna, respectivamente.

La Junta Patriótica, organismo ciudadano encargado de realizar actividades cívicas, quedó presidida por Serapio López y acompañado por Jesús M. Burgos, Carlos Angulo, Miguel Leal, Carlos Cota Jr., Jesús F. Montoya y Candelario Ochoa.

A continuación, anoto algunas de las acciones llevadas a cabo durante su ejercicio como presidente municipal.

Los sueldos diarios asignados fueron: al presidente municipal diez pesos, a los regidores dos pesos, a los síndicos un peso, a los policías 25 centavos.

Al inicio del periodo se trasladaron las oficinas municipales a un edificio de su propiedad.

A propuesta del regidor Orrantia se acuerda regular el ejercicio de la prostitución, levantando para ello un padrón de ellas y la revisión médica de las mismas en Mocorito y Guamúchil.

Con el fin de regular las propiedades y la urbanización de los centros poblados, se llama a los propietarios de solares de Mocorito y Estación Guamúchil para que presenten sus títulos de propiedad. Además, se les pide la construcción y/o reparación de sus respectivas banquetas con el objeto de mejorar la imagen urbana.

Se construye la línea telefónica entre Mocorito y Pericos con el fin de mejorar las comunicaciones entre las regiones del municipio.

Las compañías mineras Palmarito Leasing Co. y Palmarito Mining Co. reparaban los caminos de la cabecera municipal a Palmarito Mineral; y Potrero de las Perdices y Magistral, respectivamente.

Las señoritas María Sostenes Sánchez, Elisa Sánchez, María Luisa Echavarría y Elisa Delgado son nombradas para integrar una comisión que recaude fondos para apoyar a damnificados por fuertes lluvias en los estados de Tlaxcala y Tabasco.

Debido a las recientes modificaciones al artículo 115 constitucional que trata sobre el municipio libre, el ayuntamiento local solicitó al resto de los ayuntamientos su apoyo para iniciar ante el H. Congreso del Estado las reformas a la Ley Orgánica para la Administración Pública Municipal.

El Lic. Guillermo del Valle tenía su notaría pública en la casa número 34 de la calle Hidalgo en la cabecera municipal.

La planta de luz eléctrica Delco que proporcionaba el servicio en la cabecera era operada por Joaquín López.

Norman Tracy solicita permiso para la instalación de tuberías en las calles de Mocorito para surtir agua, pidiendo se le otorgue concesión por cincuenta años y con exoneración de impuestos. El cabido acepta la solicitud sin conceder la exención de contribuciones.

Se siguió un proceso judicial en contra de Fabián M. Elizondo tesorero municipal de la anterior administración, por malversación de fondos cometidos durante el desempeño de sus funciones. El informe municipal elaborado por el regidor Orrantia es turnado al Ministerio Público adscrito al Juzgado de Primera Instancia de la villa a fin de abrir la averiguación previa correspondiente.

A principio de noviembre, en la víspera para elegir autoridades municipales para el periodo 1923-1924, a petición del regidor Cota se acuerda sustituir al presidente en funciones por ser primo hermano de Manuel Riveros, uno de los candidatos, que intentaba de nuevo llegar a la presidencia municipal. Haciendo constar que, aunque reconocen perfectamente la honorabilidad y absoluto desinterés del presidente Riveros Castro, en quien tienen plena confianza, no deben pasar por alto las prevenciones de la Ley, para lo cual se llama a su suplente Salomé Cuadras.

El resultado de las elecciones fue de 2 mil 406 votos para la planilla encabezada por Nabor. G. Sánchez y de 2 mil 203 votos para la de Manuel Riveros. De nueva los contendientes se acusaron de irregularidades fuertes durante la jornada electoral, por lo que el cabildo analizó dichas acusaciones y resolvió declarar válidos los resultados de la elección.

El 2 de diciembre, Riveros asume de nuevo su cargo de presidente. El 23 de diciembre el cabildo en pleno acuerda girar un comunicado al Gobernador del Estado Gral. Ángel Flores, exhortándolo para que interponga sus influencias a fin de que el H. Congreso del Estado revoque el acuerdo relativo al traslado de la cabecera judicial a Estación Guamúchil.

El 28 de diciembre Riveros Castro solicita permiso para viajar a la capital del Estado, por lo que Salomé Cuadras asume la titularidad del ejecutivo municipal. A él le toca presidir la toma de protesta de Nabor G. Sánchez como nuevo presidente municipal, realizada el 31 de diciembre, acto que culminó a las 2 horas 15 minutos del primero de enero de 1923.

Contrajo matrimonio con Consuelo Cárdenas de la Vega, procreando a Enrique, María Cristina, Laura Elena, Alicia, Margarita y Felipe de Jesús. Fue Diputado local de 1924 a 1926, de 1932 a 1936 y de 1944 a 1947. Mediante el decreto número 317 de fecha 5 de julio de 1935, por licencia concedida hasta por 30 días al gobernador del estado profesor Manuel Páez, fue designado gobernador interino por el Congreso del Estado.

El 28 de noviembre de 1932 se firma el acta que da vida a la Confederación de Asociaciones Agrícolas del Estado de Sinaloa, aglutinando diversas organizaciones agrícolas de diversas regiones del estado, en representación de los agricultores de la región del río Évora firmaron el acta constitutiva Enrique Riveros Castro, Silverio Trueba y Loreto Rodríguez. Ocupo la presidencia de la CAADES en el periodo comprendido de 1945 a 1950.

Participó como uno de los principales accionistas del Banco del Noroeste de México, S. A., fundado el 29 de mayo de 1939, también aparece como accionista en esta negociación Cristino Riveros; del Banco Provincial de Sinaloa, S. A., fundado el 5 de enero de 1940 y del Banco Agrícola Sinaloense, S. A., fundado el 6 de septiembre de 1948.

Auspiciado por el general Pablo Macías, gobernador del estado, aspira a sustituirlo, sin embargo, el candidato designado y posteriormente electo fue Enrique Pérez Arce. Llega a ser senador de la República en la XLV Legislatura (1958-1964), al morir en 1962, el senador propietario y general badiraguatense Teófilo Álvarez Borboa durante el gobierno del presidente de la República Adolfo López Mateos. El otro senador por Sinaloa era Leopoldo Sánchez Celis.

Enrique Riveros Castro fue uno de los hombres más influyentes en la política estatal durante la primera mitad del siglo XX, influencia que le permitió en Mocorito nombrar y remover presidentes municipales y cuyo dominio se extendió hasta principios de la década de los sesentas.

* Cronista y presidente de la corresponsalía en Mocorito del Seminario de Cultura Mexicana

Related Post

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.