Local

A propósito de noviembre y el corrido

Por domingo 20 de noviembre de 2011 Sin Comentarios

Por Mario Arturo Ramos*

El 9 de noviembre, amaneció fresco en la capital sonorense, LEEVOLUCIÓN, Feria del Libro Hermosillo 2011 despertaba para andar su sexto día de actividades. En la preparación del programa fui invitado por el Instituto Sonorense de Cultura- dirigido por la licenciada Poli Coronel y que organiza la fiesta de los libros- a participar con una conferencia/charla sobre los 190 años del CORRIDO, luego luego, pensé que Alberto Ángel, El Cuervo, era el cantor ideal para un recorrido por el género en su plenitud. El día se fue rápido, la cita con las y los sonorenses y los libros había quedado agendada para las 20 horas en el área de conferencias y presentaciones artísticas de la feria. A las 19 horas llegamos al recinto, el foro principal era ocupado por Carlos Prieto que presentaba “Por la milenaria China. Historias, vivencias y comentarios”, al final de su exposición tomó el chelo y con ese talento de ejecutante que tiene cautivó al público; por su parte Alberto, volando, volando, se fue a ensayar con un maestro de guitarra, los corridos que interpretaría. Entre una buena asistencia decían presente, colaboradores sonorenses de La Voz del Norte: Elisa Macías, Eleazar Borquez, Horacio Valencia, Miguel Ángel Avilés. A las 20:10 de ese miércoles arrancamos con el “Vuela, vuela palomita….

El corrido

El onceavo mes es de corridos, del día 2 al 20, se cantan y se cantan. Por eso me pareció que la mejor forma de agasajar al corrido era contar que los estudiosos del tema dividen su trayectoria en 3 etapas determinantes; la 1ª de la Consumación de la Independencia Nacional a la Reforma y la derrota del 2º Imperio; la segunda de los años del inicio de gobierno de Porfirio Díaz a 1909 al preludio de la Revolución Mexicana; la 3ª y que se conoce como el esplendor del género, de 1910 a la derrota de la revuelta cristera. ¡Claro¡ cómo me gusta la polémica a esta clasificación cronológica le agrego una 4ª época, que parte de la irrupción de los medios de comunicación: radio/ cine/televisión en la producción y difusión de la canción popular mexicana, y le pongo fecha al arranque de la cuarta etapa, el 30 de septiembre de 1930, inicio del boom radiofónico con la inauguración de la XEW que lograría la metamorfosis temática del canto popular que abandonó las necesidades masivas de expresión, a las ventas, los autógrafos y el éxito. La noche del miércoles era de noviembre corrido y Leevolución, platiqué que en el otoño de 1910 comienza su esplendor por cantar historias populares que no se tomaron en cuenta por ser de la otra banda, el otro lado al de las buenas costumbres y la decencia. El Cuervo cantaba” Adelita”, el maestro Márques le rasgaba a la guitarra y muchos de los presentes cantaban.

Noviembre, La Revolución Mexicana

Uno de los testimonios que quedan del periodo revolucionario son los corridos, algunos siguen y siguen vigentes en la voz del pueblo, otros se conservan en antologías y estudios sobre el género; sin embargo en los aniversarios del 20 de noviembre se cantan y su presencia no molesta a detractores y fans, que los reconocen como documento histórico. No obstante una buena cantidad de obras contemporáneas como en los primeros días continúan siendo descalificadas, acusadas, prohibidas por fantasmales “justicieros” que no entienden su manera hibrida de expresarse, oral, popular, literaria y musical, su origen y antecedentes, su ámbito y dinámica de representación que tienen, el contexto histórico en que surgen, los valores culturales y de información que reflejan en sus textos, el lugar geográfico en donde nacen, su calidad armónica y melódica, su evolución o retroceso, pareciera que su opinión es creer que los corridos son apologías delincuenciales y que no consultan un diccionario para entender los términos. La sesión transcurrió ágil; Alberto ayudó a la fluidez al cantar una breve antología donde brillaron: Heraclio Bernal, Rosita Alvirez, La cárcel de Cananea, Juan Charrasqueado, El Caballo blanco y para cerrar Sonora Querida y desde luego la excelente lectura que hiso al “Chinaco”, corrido de Vicente Riva Palacio.

La despedida

Ya con esta me despido, cantándoles de un cumpleañero. El final de la conferencia sobre los 190 años del corrido y cantando fue muy satisfactorio, El objetivo se cumplió al mostrar al corrido como obra artística plenamente mexicana y señalar que deber ser juzgada por sus cualidades estéticas y no por sus temas, que esta era la despedida, la celebración de una expresión nacional de valor artístico e historia incuestionable. De regreso al hotel, cantor y narrador nos felicitamos por ser corridistas.

*Investigador y autor.

Related Post

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Impreso N° 78
Siguiente entrada