Editorial

Editorial: N° 68

Por domingo 11 de septiembre de 2011 Sin Comentarios

La cultura, economía y turismo son una cadena asociada que hay que fortalecer con el propósito de generar el bienestar social y humano, como condición indispensable para un desarrollo justo y sostenido.

Un grupo de especialistas reunidos recientemente en un Foro de Economía en la Universidad Autónoma de la Ciudad de México coincidieron en que el turismo es una herramienta de cambio cultural que se constituye a partir de sentimientos, por lo que se hace necesario tomar en cuenta políticas públicas que operen sobre el aspecto emocional de los trabajadores turísticos, quienes representan piezas clave para este sector.

Señalaron que en la década de los 80, se propició el desarrollo de una política estatal integradora para la región del mundo maya, en la que los estudios antropológicos, sumados a las visiones culturales y de desarrollo, crearon uno de los marcos más atractivos para los visitantes a nivel mundial.

Otra resultante del evento, versó acerca de las tendencias actuales de turismo en los centros históricos de las ciudades mexicanas, ya que ahí se encuentran algunos de los mayores atractivos de nuestra cultura y por ello debemos crear más opciones para su promoción.

Por tanto la creación de cadenas productivas para difundir la cultura y crear un beneficio económico para sus comunidades, será uno de los desafíos a atender en los próximos años.

Related Post

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Impreso N° 68
Siguiente entrada